Lo que Todos los demás Hacen En lo que respecta Con Oracion A Santa Gema y lo que Debes saber

2019-09-27

Contenido

oracion a santa gema

Cuando Gema tenía solo cinco años, leía los Oficios de Nuestra Señora tan fácil y de forma rápida tal y como si fuera una persona mayor. Chica de frágil salud, a los 20 años Gema se curó milagrosamente de una grave meningitis; ella atribuyó su curación a san Gabriel de la Dolorosa, entonces venerable, a quien le había rezado fervorosamente mientras que recibía tratamiento. Esa mala salud no permitió que fuese admitida como religiosa pasionista, pero igualmente recibe los honores pertinente a la Orden y es especialmente popular entre sus adherentes. Gema fue una de las hijas del boticario Enrico Galgani y su mujer Aurelia Landi, quien murió cuando ella tenía tan solo siete años.

oracion a santa gema

Lea mas sobre compra venta automoviles aqui.

Carta De Carlo Acutis A Santa Gema Galgani

Con ellos, Gema se trasladó a la localidad de Lucca; allí se realizó amiga de la venerable María Eugenia Giannini, después asimismo pasionista italiana. Tras la desaparición de su amiga, sería la fundadora de la congregación “Hijas de Santa Gema”. El edificio está apartado de los edificios circundantes por hallarse en medio de una plaza.

oracion a santa gema

Lea mas sobre tablademultiplicar.net aqui.

Santa Gema Galgani

oracion a santa gema

Gema iba a misa un par de veces al día, recibiendo la comunión en una. rezaba el oración con fe, y por las noches con la Sra. En sus ejercicios espirituales Neva ni una sola vez descuidó sus menesteres diarios en la casa de los Giannini. Gema, ahora en perfecta salud, había esperado siempre ser consagrada monja, pero esto no iba a ser de este modo. El 8 de junio de 1988, tras recibir la Comunión, Nuestro Señor dejó a su servidora saber que aquella noche le regalaría con una extraordinaria gracia.

oracion a santa gema

No logrando hallar la realización de su ideal, dio un fantástico ejemplo de santidad en medio del mundo. Murió el sábado santo, 11 de abril de 1903, en Lucca.

Compadécete de la repugnancia que experimento en mortificarme y alcánzame del Señor tan precisa virtud, junto con la gracia especial que imploro en esta novena. Violeta perfumada que en tu profundísima humildad deseaste llamarte siempre y en todo momento “la pobre Gema”.

Lirio inmaculado de pureza, que cruzaste por el lodazal de este planeta sin recibir en lo más mínimo las salpicaduras de la lujuria. Contémplame sin alientos para vencer mis apetitos y no me niegues el auxilio de tu protección, adjuntado con la gracia particular que imploro en esta novena. Desde niña se consagró a la meditación de la pasión de Jesucristo, viviendo una vida de pureza, en ansia continua del paraíso.

Alcánzame una chispa del fuego que abrazó tu corazón, junto con la felicidad especial que imploro en esta novena. Perfectísimo dechado de desprendimiento, gloriosa Santa Gema, que pasaste por el planeta sin aficionarte a ninguna de sus vanidades. Puesto que te desplaza a compasión mi vida absorbida por la materia, alcánzame del Señor la perfecta renuncia y negación de mí, junto con la felicidad especial que imploro en esta novena. Dilucidada abogada mía Santa Gema, que cifraste tu dicha en inmolarte en labras del sacrificio y de la mortificación.

Lea mas sobre softwaretrazabilidad aqui.

oracion a santa gema

Realiza un comentario